Entrenamiento Funcional “Circo” y Ciencia

¡Hola equipo!

Si no habéis hecho alguna vez un: Fuctional training, Circuit Training, Crossfit, Omnia Training, Queenax fuctional training, Total Body, Cxworx, Paleo Training, Movenat… es que no estáis en la moda del fitness.

Y es que a veces la industria del fitness por afán de sacar “pasta” del sector, inventando material “funcional” y nombres de “entrenamientos funcionales” que ya tenían sus nombres anteriormente como puede ser Entrenamiento concurrente, HIT o halterofilia. Y otras veces por los propios entrenadores y profesionales, por un lado, por hacer un poco de circo con todos esto materiales inestables y por otro por las guerras internas de la definición más idónea de este nuevo paradigma, llamémoslo entrenamiento cognitivo, funcional, inteligente… No nos aclaramos y las personas no le llega lo bueno de este entrenamiento.

Hay que alejarse de todo esto, y dar el sentido verdadero, enseñar a las personas a entrenar bien, a que aprender a moverse y a ser críticos en sus elecciones. Dar sentido a que este entrenamiento tenga su aplicación tanto a la salud como a la mejora del rendimiento deportivo.

Keep calm take it easy, da igual cómo se llamen las cosas mientras se hagan con sentido y coherencia”.

Esta introducción nos abre muchas líneas de publicaciones como entrenamiento concurrente e interferencias entre fuerza y resistencia, Crossfit: riesgo de lesión y comparativa con otros deportes, competencia del movimiento, transferencias en los gestos técnicos y riesgo de lesión, etc.

 

Revisamos diferentes definiciones y aspectos del Entto Funcional de autores como Gary Gray, Michael Boyle, Julio Tous, Juan R. Heredia… Y sacamos nuestras propias conclusiones:

Entrenamiento Funcionalcomo entrenamiento con un propósito, ya sea este propósito la aplicación del entrenamiento a la mejora del deporte o a la mejora de la salud. Que si lo piensas ambas aplicaciones están relacionadas, ya que en tu vida buscas cantidad y calidad de vida, vivir muchos años y que se vivan sin dolor, sin limitaciones físicas, estas limitaciones están íntimamente relacionadas con mejorar nuestro rendimiento físico. Y en el deporte buscas victorias buscas rendimiento, pero a la vez buscas reducir las lesiones, pues estas van a estar íntimamente relacionadas con esas victorias.

En esta línea de lo funcional, como adaptaciones del entrenamiento para la aplicación en la vida o los deportes hay gente que no medita y se lo lleva a imitar posiciones que se den la situación del deporte o de la vida, y no es esto. Es adaptar el entrenamiento para mejorar esas facetas. Es por ejemplo salirnos de una máquina de pesas tradicional para mejorar la Propiocepción y la estabilidad del deportista, es decir, que el deportista obtenga información de su posición y movimientos, que potencie las zonas de su cuerpo que debe ser estable. Y es que estas competencias van a ser necesarias durante la práctica deportiva, competencias que en una máquina sentado poco o nada vas a desarrollar.

Pero no es copiar gestos técnicos del juego, no es poner en peligro nuestro cuerpo para que sufra una lesión. No vamos a comprometer la seguridad de nuestra columna vertebral y de nuestras articulaciones por hacer un ejercicio que sea más específico al gesto técnico del deporte.

 

Entrenamiento Funcional, estímulos adaptados hacia un propósito ya sea su aplicación un deporte o mejorar la salud del día a día, donde la calidad del movimiento la fuerza cogen un papel principal en el entrenamiento.”

 

De lo aislado a lo multiarticulares y multiplanos. Para explicarlo, Gary Gray tiene un ejemplo muy claro que nos dice “Cuando el pie contacta en el suelo todo cambia”, pues al impactar el pie en el suelo durante un sprint, no se puede ver el trabajo aislado del cuádriceps o isquiosurales, se convierten en un todo, se centran en desacelerar la flexión del tobillo, rodilla y cadera… y nosotros estudiándonos todos los músculos su origen e inserción… Piensa en movimiento no en musculatura.

 

No confundas funcional a equilibrio y Bosu por doquier, Es desarrollar el equilibrio, el control de mi cuerpo la musculatura estabilizadora de mi cuerpo que tenga sentido y no en situaciones que no se van a dar nunca en mi vida.

Funcional, es desarrollar la fuerza, la velocidad, potencia, resistencia que tenga sentido para mí.

Funcional, es crear un correcto control de mi posición y de mi movimiento, y que a partir de ahí se produzca unas mejoras de fuerza.

Pero es que funcional, también es ejercicios analíticos que activen e incorporen musculatura estabilizadora en nuestro movimiento como la unidad interior del core, abductores y rotadores de cadera, y estabilizadores de las escapulas.

Llámalo funcional o como quieras, al final y al cabo, es un entrenamiento inteligente a tus características y hacia la aplicación que vaya dirigida.

 

“Aprende hoy a entrenar para mañana ser consciente y autónomo en tu entrenamiento”.

 

Miguel Cobo, Entrenador Personal de BodyEvoluciON

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Entrada anterior
Actitudes que suman
Entrada siguiente
Mejorando nuestra quema de grasas
Menú